Dios es el capitán que guía nuestra nave. Aunque el viento sea contrario, el dueño de los vientos trazó una ruta para tu destino y para tu propósito. 394

Ver más