Romanos 5.20 | Nueva Versión Internacional
«Donde abundó el pecado, sobreabundó la gracia».


Pablo escribe en Gálatas 1.13: «Perseguí con violencia a la iglesia de Dios y procuré destruirla». Es evidente que Pablo no tenía ninguna intención de convertirse en cristiano. Como judío, estaba obsesionado con la ley. Como intelectual, podía debatir con las mentes más brillantes. Bien educado y con facilidad para expresarse, estaba comprometido con los dogmas de su fe. Sin embargo, ¡odiaba a los cristianos! Se quedó mirando mientras apedreaban a Esteban, el primer mártir. Aunque no participó personalmente, les aguantó las chaquetas a los que lo hicieron. Pablo jamás soñó que un día cambiaría de posición. Pero cuando Dios tiene un plan para tu vida, Él hará lo que sea necesario para cumplirlo. Cuando Él pone el anzuelo en tu quijada, ya ha comenzado a cumplir su propósito para ti. A pesar de que Pablo aguantó las chaquetas de los verdugos de Esteban, Dios tenía planes para usarlo. Igual que Él tenía planes cuando eras un fiestero, hacías las cosas por tu cuenta, brincabas de una relación a otra o pensabas solo en hacer dinero. Nada de esto detuvo a Dios porque «donde abundó el pecado, sobreabundó la gracia». Si Pablo hubiera sabido que Dios planeaba encontrarse con él en el camino a Damasco, tal vez hubiera tomado otra ruta. Pero la versión Dios Habla Hoy dice en Hechos 9.3-4 que «una luz que venía del cielo brilló de repente a su alrededor… [y] cayó al suelo». Este fariseo arrogante tenía una cita con Dios que no estaba en su calendario… una cita que lo tumbó de su caballo. Y para lograr que te sometas a su voluntad, Dios hará lo que sea necesario.

Pero cuando Dios tiene un plan para tu vida, Él hará lo que sea necesario para cumplirlo.


Si vives en EE.UU. y deseas recibir este devocional "Una Palabra para Ti Hoy" en español o en inglés puedes llamar al 800-856-6159.

DEJA UN COMENTARIO

168

Dios hará lo que sea necesario

Enlace
Acerca del Programa
-