¿Alguna vez ha escuchado el viejo dicho: “La fe da alas a la confianza”?

Hebreos 11.17-19

¿Alguna vez ha escuchado el viejo dicho: “La fe da alas a la confianza”? Esto significa tan solo que la fe es la expresión activa de lo que uno cree, en realidad, acerca de Dios. Si usted tiene la idea de que Él está sentado en un lugar lejano llamado cielo, y que solo escucha sus oraciones a medias, eso se revelará en su andar diario de fe. Dios le parecerá pequeño, sin poder e indiferente. Las acciones de Abraham demostraron que tenía una visión muy amplia de Dios, y una confianza absoluta en su fidelidad. Aunque el patriarca erró en cómo el Señor salvaría a Isaac, era evidente que sabía que Dios cumpliría su promesa. La fe de Abraham se perfeccionó (o se completó) cuando demostró estar dispuesto a sacrificar a su hijo en obediencia al Señor (Stg 2.21, 22).

Como cristianos, confesamos tener fe en Jesucristo como nuestro Salvador y Señor, pero es por nuestras acciones que demostramos que nuestra fe es genuina. Cuando Dios dice que no debemos estar ansiosos por nuestras necesidades físicas, ¿confiamos en Él o nos angustiamos por nuestras finanzas al ver la fluctuación de la economía? ¿Es la oración nuestra primera reacción a un problema, o somos más propensos a confiar en nosotros mismos para encontrar una solución? ¿Qué tan seguros estamos de que la Biblia es verdadera, y de que Dios hará lo que ha dicho? Piense en lo que dicen sus acciones acerca de su percepción de Dios. Si cree que el Señor es quien se ha revelado a sí mismo en las Sagradas Escrituras, entonces su vida mostrará evidencias de su fe. Enfrentará el pecado, perseverará en la vida de santidad, adorará a Dios con reverencia, buscará obedecerlo de forma absoluta, y tendrá confianza en su amor por usted.

Devocional original de Ministerios En Contacto

71

La expresión de la fe

Enlace
Acerca del Programa
-