Algunas veces, la fe se siente como una batalla. Un día confiamos en Dios y el siguiente día dudamos de Él. 2 Crónicas 20.1-18 Algunas veces, la fe se siente como una batalla. Un día confiamos en Dios y el siguiente día dudamos de Él. El péndulo de nuestros pensamientos y emociones puede oscilar entre […]

Ver más

Una de las preocupaciones que escucho a menudo de los creyentes, es el temor de que Dios no los haya perdonado. 1 Juan 1.5-2.2 Una de las preocupaciones que escucho a menudo de los creyentes, es el temor de que Dios no los haya perdonado. A pesar de haber confesado sus pecados, todavía no están […]

Ver más

Él ha llenado su Palabra con anclas bíblicas para mantener a sus hijos firmes en la fe. Isaías 41.9-13 Recomiendo que los creyentes subrayen Isaías 41 en su Biblia y mediten en este capítulo con frecuencia. Cuando uno de los miembros del pueblo de Dios busca un ancla en tiempos turbulentos, este es el pasaje […]

Ver más

¿Cómo caracterizaría usted su fe hoy? Santiago 1.1-8 ¿Cómo caracterizaría usted su fe hoy? ¿Arriba un día, abajo el siguiente? El breve libro de Santiago contiene consejos prácticos para quienes fluctúan en su fe debido a circunstancias difíciles. Cuando empezamos a dudar de Dios y de su Palabra, somos empujados y lanzados como las olas […]

Ver más

Dele a Dios sus temores. ¿Cómo soportó Jesús el terror de la crucifixión? Él fue primero a su padre con sus temores. Él modeló las palabras del Salmo 56:3, “En el día que temo, yo en ti confío.” Haga lo mismo con sus temores. Entre con ellos, no entre ahí solo. Y mientras está ahí […]

Ver más

A veces, Dios no nos saca de situaciones difíciles porque tiene un plan diferente. 2 Timoteo 4.9-18 Cuando el apóstol Pablo escribió a Timoteo, estaba en prisión experimentando incomodidad, ataques personales y abandono. ¿Por qué razón permitiría el Señor que uno de sus siervos más fieles soportara tal sufrimiento? ¿Por qué no lo impidió? A […]

Ver más

Es normal que todos pasemos por momentos de confusión y suele pasar que entre más Palabra hemos recibido y entre más sabemos, más nos confundimos. Cuando recibí el llamado del Señor estudiaba en la universidad, estaba por graduarme y en esos días me hicieron una oferta laboral muy interesante en una empresa de tecnología. Cuando […]

Ver más

La humildad requiere el poder sobrenatural del Espíritu Santo para vencer nuestro egocentrismo natural. Filipenses 2.1-11 Aunque la humildad no es muy valorada en nuestra sociedad, es esencial en la vida cristiana. Y quién estableció el modelo para ella fue el propio Señor Jesucristo. Por consiguiente, como sus seguidores, debemos también procurar un espíritu humilde. […]

Ver más

No te preocupes por quienes te persiguen, aunque vayan por el mismo camino, no tendrán el mismo resultado. El camino que Dios abrió para ti no es para tus enemigos. Juan Bautista fue quien abrió camino al Mesías, a Jesús. A veces no queremos ser quien abre camino porque es difícil hacerlo, pero es necesario. […]

Ver más

Si usted se mantiene clamando a Dios, al final encontrará el poder consolador. 1 Samuel 30.1-8 Después de un agotador viaje de tres días, David y sus hombres llegaron finalmente a casa para encontrarse con una escena devastadora. Sus viviendas habían sido destruidas totalmente por el fuego, y no hallaron a sus familias. Se sumieron […]

Ver más

Muchas personas se rinden y cambian una vida de servicio en el reino de Dios por una vida de derrota. Lucas 22.31-34, 54-62 Todos transitamos por el valle del fracaso. La pregunta es: ¿Cómo responderemos? Muchas personas se rinden y cambian una vida de servicio en el reino de Dios por una vida de derrota. […]

Ver más

El deseo de Dios es bendecirnos, no destruirnos. “¿Por qué un Padre amoroso permite que sus hijos pasen por pruebas y aflicciones terribles?”. Tiene sentido esta pregunta tan común. Puede ser desconcertante ver que el Dios de amor todopoderoso parezca guardar silencio mientras sus hijos sufren. ¿Dónde está Él en las tragedias, los desastres naturales […]

Ver más

Versículo: El Señor está cerca de los quebrantados de corazón, y salva a los de espíritu abatido. Muchas son las angustias del justo, pero el Señor lo librará de todas ellas. – Salmos 34.18–19 El dolor es profundo y real, y a menudo tan inesperado como una tormenta que llega sin advertencia alguna. Alguna vez […]

Ver más